La estafa de las preferentes: toma de contacto

Alejandro López de Miguel

Número  17 - 03/06/2013

¿Sabía que según el ministro de Guindos,  en el pasado mes de abril la suma invertida por los ciudadanos españoles en acciones preferentes, obligaciones subordinadas y otros productos híbridos alcanzaba los 8.000 millones de euros? ¿Había oído que según el titular de Economía son más de 300.000 los afectados por la compra de estos complejos productos financieros?  ¿Se ha parado a pensar que miles de estas personas ya han aceptado perder importantes cantidades económicas para recuperar una parte de sus ahorros? ¿O que un 80% de los afectados son mayores de 65 años?

A pesar de que numerosos organismos nacionales e internacionales se han pronunciado ante lo que podría considerarse como una de las mayores estafas en la historia de nuestro país, la Fiscalía Anticorrupción aseguró recientemente no haber encontrado indicios de delito en la comercialización de estos productos, que miles de compradores aseguran haber adquirido sin ser conocedores de su carácter perpetuo y su clasificación como productos de riesgo.

Manifestación de afectados por las preferentes ante la CNMV (17-04-2013)

Los redactores de este medio hemos evaluado la actual situación de emergencia social que vivimos en nuestro país, para concluir que es necesario profundizar en el escándalo de las acciones preferentes desde el origen de los tiempos, repasando algunas de las declaraciones, medidas, informes y normativas claves para entender cómo hemos llegado a este punto.

Gracias al testimonio de afectados, organizaciones y expertos, intentaremos arrojar luz sobre una realidad que la Comisión Nacional del Mercado de Valores, el Banco de España, el BCE y las propias entidades han manejado aportando medias verdades, versiones contradictorias y silencios rotos por las quejas de los miles de afectados que siguen luchando por recuperar los ahorros que sienten les han arrebatado.

Rodrigo Rato, Miguel Blesa, Elena Salgado, Luís de Guindos  o Elvira Rodríguez son, junto con los trabajadores bancarios que participaron en la venta de estos productos que nunca debieron ofrecerse a inversores privados, protagonistas de esta trama, que cada una de las distintas entidades -del Banco Santander a la nacionalizada Bankia- han gestionado de distintas formas. 

Desde hoy, y hasta nuevo aviso, cada miércoles ofreceremos uno nuevo de los capítulos de esta historia, que, como no podría ser de otra manera,  alcanzó su punto álgido tras el derrumbe de la tristemente célebre burbuja inmobiliaria; perfecto reflejo de la tendencia a la especulación y de la falta absoluta de control- y cordura- de varios gobiernos, numerosas instituciones -dentro y fuera de nuestras fronteras- y del conjunto del sector bancario español, que resultó no ser tan sólido y fiable como durante años nos hicieron creer.


El texto y las imágenes publicados pertenecen a la Revista Pensamiento Crítico, que autoriza su difusión siempre que se especifique la procedencia de estos contenidos. Fotografías y actualizaciones diarias en http://www.facebook.com/Rpensamientocritico

No hay comentarios:

Publicar un comentario